Visitas inesperadas

Lunes, 19 de noviembre de 2012.-
La semana pasada este blog tuvo un intenso trasiego de visitas. Tirando del hilo descubro que todo se debe a un enlace que puso Darío Vico en uno de sus Wild Card. Resulta que los últimos textos aquí publicados sobre estrellas de la radio animaron a Darío a escribir una emotiva reflexión sobre el asunto, salpicando su relato de simpáticas anécdotas personales con un servidor involucrado en alguna de ellas. Por ejemplo, como espectador en un concierto en el que sonaron canciones como ésta.

Le doy las gracias, amigo Darío. Me puso usted la carne de gallina, sobre todo recordando aquel indescriptible rally diario Fuencarral-Chamartín. Y sí, el repertorio de Ñu siempre estuvo repleto de caballeros, doncellas, espadas justicieras y cruces de hierro, pero es que José Carlos Molina a mediados de los 90 estaba especialmente contento: acababa de regrabar sus mejores canciones para un recopilatorio bastante cañero y sus actuaciones se alargaban hasta la extenuación. Pueden comprobarlo si quieren en este concierto de 1995 en una sala de Murcia, pero ya les advierto que hay que ser muy fan.

1975-1995. Veinte años y un día (1995)

La entrega en cuestión de Wild Card hablaba de tiempos míticos para los de mi generación, ese punto en el que prendió nuestra pasión por la música. Empezaban los 80 y lo primerito que había que hacer era elegir tribu urbana, programa de radio y declararse rápidamente fanático de ambas cosas. Estoy muy de acuerdo con las apreciaciones de Darío, así que no insistiré sobre lo mismo. Mejor léanlo de primera mano en el enlace que puse al principio.

Lo que quería realmente es dar la bienvenida a todos los que han visitado por vez primera este sitio y disculparme por esas entradas sin contenido que han intentado leer. Les aclaro que Atascado en los 70 se encuentra en plena fase de reconstrucción, así que me pongo junto a mi colega Adelardo a cargar los textos no disponibles que ustedes han curioseado en estos días. Empiezo por un post dedicado a La Romántica Banda Local, en el que precisamente se mencionaba al señor Vico, y próximamente nos ocuparemos de otros nombres imprescindibles del rock español de finales de los 70 que ya tuvieron protagonismo en este blog.

Mientras nos tomamos un poco de tiempo recolocando algunos textos, les pongo aquí debajo un vídeo relacionado con el asunto. Recoge testimonios de esos roqueros ibéricos que fueron borrados del mapa por la triunfante generación de “la movida”. El reportaje se titula Veteranos del rock y se emitió en Telemadrid hace ya algún tiempo, como dice la canción. Fue en el programa 30 minutos, así que ya saben lo que dura. Hagan el esfuerzo, que merece la pena aunque solo sea por ver a Fortu trinchando un cochinillo o al Molina subiendo en bici las cuestas de Sacedón para tocar la flauta irlandesa sobre una colina. Julio Castejón intenta ser optimista justo antes de reactivar Asfalto. Paco y Fernando de Obús no lo ven tan claro. Mariscal y El Pirata aportan su experta opinión. Una joya de documento, en definitiva.

De los Archivos A70, hoy recuperamos el contenido íntegro de “La Romántica Banda Local, tiempo de barbas y chaquetas de pana”, publicado originalmente el viernes 6 de abril de 2012

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: