Pub El Buscón, nuestro YouTube de cuando no había YouTube

Domingo, 19 de diciembre de 2010.-
El otro día, callejeando por Lavapiés por razones que no vienen al caso, me asaltaron recuerdos de mi más tierna infancia roquera. A principios de los 80, unos cuantos chavales empezamos a reconocernos en el barrio por nuestras incipientes pintillas de rocanrol. Creo que lo que nos arrastraba hacia esa música era el ímpetu de algunas bandas muy identificadas con nuestra ciudad. Estoy hablando por ejemplo de Leño y, por supuesto, de Este Madrid. Hablo también de Barón Rojo, que para empezar deseó Larga vida al rock & roll y proclamó que nuestro rollo era el rock. Y claro, hablo de Topo, que ya entonces se preguntaba Mis amigos dónde estarán, justo lo que me pregunto yo ahora. Estas canciones y algunas otras marcaron nuestras señas de identidad.

Cuando tuvimos edad de salir del barrio lo fácil habría sido tirar hacia Vallecas, lo que teníamos a nuestro lado en dirección Este. A veces íbamos a algunos de sus bares más distinguidos, pero era territorio peligroso. Al Suroeste, un poco más lejos, estaba Lavapiés. Era una zona mucho más molona y con el encanto de los barrios castizos de verdad. ¿Y por qué íbamos a Lavapiés, si llegar nos costaba una buena caminata? Pues porque allí, en la Calle Sombrerería, estaba El Buscón.

Leño - Este MadridAsí eran los chavales en ese Madrid 

El Buscón era un garito pequeñajo y más bien cutre. Estaba regentado por el tipo que tocaba la batería en Raza, un grupo que hacía rocanrol callejero del bueno y que bien podría haber tomado el relevo de Leño si hubiera tenido la suerte de publicar un LP. Llegué a verlos en directo y tenían fuerza y repertorio, pero sólo pudieron grabar un single en 1984 y algunas maquetas que sonaban con insistencia en la radio roquera de la época. Ellos decían que esas canciones pertenecían a un disco que habían sacado en México, pero nunca se supo a ciencia cierta.

Raza – Romperás su corazón

Qué bien sonaban, en ese límite del hard rock que está más cerca del blues que del heavy. Recuerdo que eran dos españoles y dos uruguayos. A la batería Manolo Jiménez, jefe de El Buscón, y a la voz Carlos López, un cantante que apuntaba maneras a lo Paul Rodgers. Bajista y guitarrista tenían pedrigí de pioneros del rock uruguayo: Flaco Barral y Leo Vignola, que ya se habían dejado ver en grupos españoles como Azahar, Azabache y Trafalgar. Más tarde, cuando Raza se acabó de puro aburrimiento, se refugiaron en Labanda, un conocido grupo de folk-rock bastante profesionalizado al que Leo y Flaco consiguieron refundar y pegarle un buen impulso.

Contraportada de Romperás su corazón (1984),
su único single, con foto de los cuatro Raza

La verdad es que el ambientillo que había en El Buscón daba un poco de miedo. Ante nuestra ingenua mirada de nuevos roqueros algunos hermanos mayores jugueteaban con jeringuillas y drogas duras. Éramos todavía bastante pardillos y tratábamos de disimular, pues no íbamos allí en busca de sustancias. En realidad íbamos… a ver la tele. Nada menos.

Parece una chorrada, pero en esa pantalla podíamos ver conciertos de Rory Gallagher, de Thin Lizzy, de los Judas, los Purple, los Sabbath… Por eso era una auténtica referencia local, no había otro sitio. Quizá suene un poco ridículo ahora que todo se puede comprar o descargar, pero entonces el rock sólo podía verse en foto fija, ya fuera en revistas o en las portadas de los discos. Los conciertos estaban fuera de nuestro alcance, así que para disfrutar de rock en acción solo teníamos dos alternativas: o El Buscón o ciertos cines de barrio donde repetían en sesión continua hasta la saciedad las pelis famosas de Led Zeppelin, Pink Floyd, The Who, Beatles, Stones o los Pistols.

Cuando aún no se había resuelto la batalla entre el Beta y el VHS, el único que se preocupaba de conseguir los mejores vídeos de rock para ponerlos en su pub era Manolo, el de El Buscón. Supongo que en otras ciudades y en otros barrios hubo otros héroes que lo hicieron, pero a nosotros no nos quedaba más remedio que peregrinar a Lavapiés para alucinar con cosas como esta.

4 comentariosDeja un comentario

  1. De los Archivos A70 hemos recuperado los 11 comentarios que esta entrada recibió en el blog original:

    1. Norberto dice:
    20/12/2010 en 4:20 AM

    Efectivamente así era. Recuerdo que durante el recreo en los dominicos de Atocha solía comentar con Eduardo Roig qué nuevo vídeo se podía ver por ahí y viceversa. Allí coincidimos varias veces muchos de nosotros, incluso mi vecina del cuarto, que desgraciadamente allí encontró una afición por la heroína que resultó fatal al cabo de los años.
    De cualquier modo yo tuve una fase de conflicto personal en la que solía ir por allí casi todos los sábados, y bueno, con el presupuesto de un tercio de cerveza solía volver al barrio más recuperado y tarareando canciones de gente como Thin Lizzy para que no se me olvidaran. Luego sólo tenía que pedir a un experto amigo que me localizase el LP dónde aparecía tal o cual canción que había descubierto el sábado anterior. Lo malo es que a veces tenía que cantársela y el pobre no se aclaraba mucho. Ante tamaño problema la solución era escuchar varios de los discos enteros y al final aparecía la dichosa canción, pero claro, al haber escuchado el disco entero había más canciones que me gustaban y la solución final era llevármelo a mi casa. En realidad lo que me llevaba era una copia en cinta magnetofónica que generalmente el amigo Balbino ya tenía preparada (al final aglutinó una colección digna de mención).
    Da vértigo pensar que todo esto ocurrió hace ya veinticinco años. Simplemente no lo puedo creer.

    2. Balbino Ruiz dice:
    20/12/2010 en 8:49 PM

    Será mejor no hacer la cuenta, que ya han pasado unas cuantas lluvias y unas cuantas sequías. Y en la calle Sombrería no queda ni rastro de El Buscón.
    Prefiero quedarme con esas sensaciones estudiantiles que tan bien describe usted en su comentario. Lo que descubríamos en El Buscón no lo enseñaban en el colegio… qué gratos recuerdos los de esos tiempos de aprendizaje.

    3. ki-ka minera dice:
    21/12/2010 en 2:11 PM

    Madre mía, me deja usted loca!
    A mi esta historia, siendo sincera, me suena al pleistoceno. Aunque mi hermano mayor iba a un local similar que se llamaba Distrito 16, supongo que iría a hacer lo mismo (mientras una servidora se preocupaba por el ángulo de inclinación de su trasero que le permitiese volcarse y conseguir el mordedor que estaba 20 centímetros más allá en el suelo).
    Sin embargo, es bonita, en sí, la anécdota, aunque poco práctica! Porque si para ver ¿cuantos? 10-12 vídeos que realmente te interesaran tenías que esperar durante horas….
    Tendrá menos encanto…pero bienvenido seas, youtube!
    Me pregunto como lo haríais para conseguir tdk variadas sin morir en el intento

    4. Balbino Ruiz dice:
    21/12/2010 en 8:38 PM

    Se equivoca usted: no era el Pleistoceno, sino una fase avanzada del Neolítico. Ya se había inventado el hacha de sílex, la rueda, el disco de vinilo e incluso algunos formatos de vídeo doméstico…
    Veo que por edad está usted incapacitada para imaginar la vida sin teléfono móvil y sin internet. YouTube está muy bien, te trae las cosas a casa y eso es maravilloso… pero nadie lo echaba de menos cuando no existía. Simplemente no existía.
    Para conseguir cosas había que ingeniárselas y eso generalmente implicaba desplazarse a sitios. No es malo ni humillante, se lo aseguro. A veces era incluso entretenido y mejoraba la forma física.
    Por último le aclararé otro error generacional: no íbamos a ver canciones, sino conciertos. Qué raro, ¿verdad? Ahora uno pone cosas de 3 minutos en YouTube, pero en un minuto se cansa y las quita. Entonces no era así. Sabíamos el concierto que iban a poner, llegábamos puntuales y lo veíamos entero. Hora y media, dos horas o lo que hiciera falta. Teníamos aguante, podíamos contemplar un solo de batería de 15 minutos sin pestañear… pero para ver 10 ó 12 vídeos tendríamos que haber estado 15 ó 20 horas metidos en El Buscón. Éramos bastante jevis, pero no tanto.

    5. ki-ka minera dice:
    21/12/2010 en 9:04 PM

    ah, entonces en el fondo no distaba mucho de los conciertos que ahora retransmiten una cadena de afamadas salas de cine…
    sólo que claro, imagino que en el buscón no se pagaba entrada, sino consumición.
    He vivido sin móvil y sin youtube, el móvil me sobra, el youtube no, y si bien no se le echaba de menos, tampoco sabía tanto como sé ahora…claro que, también es youtube quien hace renegar a los usuarios de tener maravillosas colecciones de vinilo como las que se tenían antes…

    6. rodolfo dice:
    13/09/2011 en 5:53 AM

    Efectivamente se publico en mi pais (Mexico) dicho LP – EP pues solo contenia seis canciones. Se edito como RAZA rock LO MEJOR EN SEIS. Hace menos de dos años se lo vendi a uno de sus paisanos y vaya que estaba super entusiasmado pues lo desconocia y llego a pensar que era tranza o broma la publicacion de ese lp en Mercado Libre. Ah por cierto que chingon disco.

    7. Balbino Ruiz dice:
    13/09/2011 en 10:17 PM

    ¡Así que el disco existe realmente! Para cualquier coleccionista de rock español es una rareza nunca vista y me puedo imaginar la alegría del tipo que se lo compró.
    Le juro que aquí pensábamos que lo del disco mexicano de Raza era un invento de ellos para darse importancia. Nunca lo vi en ninguna tienda de discos y ni siquiera había sido capaz de encontrarlo en Internet. Ahora que me ha facilitado usted el título sí lo encuentro, y muy bien cotizado, en algunas webs de coleccionismo.

    8. rodolfo dice:
    16/09/2011 en 7:39 PM

    RAZA rock, LO MEJOR EN SEIS

    LADO A:
    ROMPERAS SU CORAZON,
    BOMBA DE NEUTRONES,
    NADA MAS,

    LADO B:
    DENTRO DE MI CABEZA,
    CIRCO MUNDIAL,
    ESTAMOS FUERA DE CONTROL

    ESTA ES LA LISTA DE CANCIONES DEL LP EDITADO EN MI PAIS POR RCA VICTOR, SA DE CV EN EL AÑO 1984, CLAVE:6M602.
    ESPERO QUE LES SIRVA ESTA INFORMACION, AH POR CIERTO TENGO UN VALE QUE LE INTERESA VENDERLO DE AHI SAQUE ESTA INFORMACION. YA ANTERIORMENTE LES COMENTE QUE ESTE DISCO SE LO VENDI A UN COMPA DE USTEDES. SALUDOS DESDE MI MEXICO LINDO Y QUERIDO.

    9. rodolfo dice:
    16/09/2011 en 9:58 PM

    para aquellos que deseen conocer este LP completo les dejo el link para bajarlo http://www.taringa.net/posts/musica/10499114/Raza_-rock-de-los-80s.html

    10. pepa dice:
    27/10/2011 en 11:19 AM

    Dios mio, la de tardes que me he pegado yo alli sentadita… Rainbow, Led Zeppelin, Purple, Lizzy y un larguísimo etc de conciertazos. Por supuestos regados de cerveza y, bueno, de alguna cosilla más que ahora ya ni me acuerdo, jajajaja.
    Era fantástico, yo iba desde la otra punta de Madrid, Leganés, y me dejaba mis ahorrillos y mi paga entre autobuses, metro y pasar la tarde-noche alli, pero era increible, os lo aseguro.
    Años despues coincidí nuevamente con Manolo, Leo y Flaco en varios conciertos que dieron en un pub donde trabajaba mi chaval, poniendo música, La Jaula de Lega. Y tengo alguna que otra grabación de Raza en directo dadas en ese pub!!
    Que buenos recuerdos me ha traido encontrarme con esto!! me ha alegrado el día!!

    11. Balbino Ruiz dice:
    01/11/2011 en 9:38 PM

    Amiga Pepa, sea usted bienvenida a A70. Como ya expliqué, me acordé de El Buscón en una especie de flashback repentino tras años de olvido, así que me alegro de haber provocado también en ud. una sonrisilla nostálgica.
    Aunque yo no sea de Leganés, por este comentario y por el de Ñu imagino que ud. y yo habremos coincidido algunos cientos de veces en los últimos decenios…

  2. soy de BA argentina, en el año 84 vivia en madrid lo unico que hacia era ir al BUSCON a escaviar unas birras y ver videos de rock pesado, muy lindo ambiente, el mejor bar.

  3. Yo creo que todos ibamos a lo mismo, cervecita y a escuchar y ver buenos videos, claro, y echarte algún chiflo, recordando que por aquella epoca se podia fumar en todos los locales xd

  4. Dios!! El Buscon!! No habia nada igual!!, Desde el año 83 hasta el año 92-93 que cerró sus puertas para convertirse en una tienda de muebles, no hubo semana que no pasara por ahí. Incluso llegué a trabajar ahí mas de un año, eso sí, cuando ya habia cambiado de dueños y el local se hizo mucho mas grande, con escenario para conciertos y todo. Pero en los primeros años, salvo alguna excepcion como el Larga Vida de Vicalvaro y algun pub de Arguelles, no habia otra manera de ver conciertos en video de grupos como AC/DC, Judas, Ozzy y Sabbath, Maiden, Rainbow, Purple, Def Leppard, Schenker, y otros generos de Rock como ZZ Top, Staus Quo, Who, etc etc…Desde media hora antes de abrir ya estabamos en la puerta, litro de mahou y canuto en mano, esperando que viniera Manolo y abriera la puerta para entrar y coger buen sitio. Una vez hasta se rompio un cristal de la entrada por culpa de los empujones y las ganas de entrar tras una hora en la calle pasando frio. Recuerdo tambien la tarde, allá por el 85, en la que estrenaron el Live After Death de los Maiden, su primer concierto en vivo de larga duracion. Las ostias para entrar los primeros tambien fueron apoteosicas. Y asi podria estar horas, a lo largo de casi diez años era cita obligada en la noche heavy madrileña. Luego, sobre el año 93 hubo que cerrarlo por un supuesto derrumbe interno en el suelo, y tras unos meses de reformas, lo cierto es que ya jamás volvió a abrir sus puertas. Ahí quedaron para el recuerdo, aparte de algun disco mío, miles de horas de videos, amigos y alcohol.

    RESPUESTA DE B.R.: Muy buena memoria y mejores recuerdos… gracias por compartirlos con nosotros, amigo.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: