Frank Zappa subtitulado… ¡qué gran invento!

Que Frank Zappa es uno de los grandes genios del rocanrol lo sabe todo el mundo, pero en el caso de quienes no entendemos el idioma del imperio es una mera suposición. Suponemos que es un genio por su bigote a lo Groucho Marx, por su famoso poster sentado en un retrete y porque hasta el chalado de Sacha Baron Cohen se ha esforzado en parecerse a él.

Adivine quien no es Zappa

Pero dejémonos de suposiciones… sabemos que es un genio porque la gente de habla inglesa lo dice, porque hemos visto su excéntrica puesta en escena y porque ya queda claro solo con traducir los títulos de las canciones… ¡No os comáis la nieve amarilla!

Además, el idioma ha dejado de ser un problema desde que hay gente que subtitula vídeos y los sube a la red. He encontrado en el youtube un par de héroes de la traducción a los que hay que agradecer su meritoria labor… ¡leer la letra de Dinah Moe Humm no tiene precio! Ahora entiendo por qué las madres conservadoras estadounidenses la tomaron con Zappa y acabaron poniendo por todas partes la etiqueta de “Parental Advisory-Explicit Lyrics”.

¡Y encima el muy bestia invita a subir al escenario a chavales de Connecticut menores de edad!… En serio, no creo que exista una canción más guarra que ésta. Si acaso Dirty Love, por aquello de que al final de la historia sale a pegar lametones hasta el caniche de la protagonista… Ambas canciones pertenecen a Overnite Sensation, lo más parecido a un disco de rock convencional grabado por Zappa y sus Mothers Of Invention… y digo “convencional” con todas las comillas del mundo.

Frank Zappa - Overnite SensationOvernite Sensation (1973), en portada desplegable

Por ejemplo, I’m The Slime no es de sus canciones más complicadas. Podría pasar por una canción de rock normal y corriente, pero después de comprobar de qué va la letra no tengo más remedio que retirar lo de convencional.

Bonita figura literaria la de la baba resbalando por la televisión… Por lo que se ve, hace treinta años el Gran Hermano ya se las arreglaba para mantener sumisa a la plebe delante de una pantalla viendo toda clase de cerdadas.

En España nunca se pudo disfrutar de estos espectáculos tan didácticos, quizá no estábamos preparados. Tuvimos que esperar a 1988 para recibir en Barcelona y Madrid a un Frank Zappa un poco más mayor que para nada defraudó. Quizá ese fue el germen de varios núcleos de culto zappiano muy revoltosos que no paran de estrechar lazos con gente afín a la misma causa que habita en otros países de habla hispana.

Si les ha gustado el invento de Zappa subtitulado pueden pasarse horas pinchando canciones de todas sus épocas: Bobby Brown, Montana, Cocaine Decisions, Lonesome Cowboy Burt… pero por no salirme de Overnite Sensation propongo Camarillo Brillo, por finalizar con una delicada descripción de una chica de esas que tanto gustaban al bueno de Frank.

One CommentDeja un comentario

  1. De los Archivos A70 hemos recuperado el comentario que esta entrada recibió en el blog original:

    1. Darío Vico dice:
    18/12/2009 en 9:27 PM

    Flipante Camarillo brillo, pero, ¿rancia panocha? me deja muchas incognitas.

    Estoy oyendo a los cardiacos (estaba, paré para oir a zappa)

    Me divierto mucho con este blog y lo voy a copiar notoriamente


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: